Misery (Psyche) | Is There an Exit? (Absolute Body Control)

MISERY

From my sleep at night to when I wake
I see things that make me afraid
On the other side of the darkness
A body that doesn’t feel quite like my own

I don’t know what it really means
To keep my dignity
I was blind but now I see
I’m trapped by misery

Cities I don’t recognize
And people that I cannot place
I followed by an angry vision
A past i know I cannot erase

I don’t know what it really means to keep my dignity
I was blind but now I see
I’m trapped by misery

Don’t know where I’m going
Because I can’t see the end of the road
Without the truth of the story
I’m afraid of what I’ve been told

And now you know that it’s too late, you can’t go back, we’re past the gate
There’s no way in and there’s no way out
You’re in a box, you start to shout

Is there an exit? Show me the way…
Is there an exit? Show me the way…

The problem is there is no one
To help you up every time you fall
You’re on your own now and you’re afraid
There is no one to hear the noise you make

Is there an exit? Show me the way…
Is there an exit? Show me the way…

And now you know that it’s too late
You can’t go back, we’re past the gate
There’s no way in, and there’s no way out
You’re in a box, you start to shout

Is there an exit? Show me the way…
Is there an exit? Show me the way…
Is there an exit? Show me the way…

Enorgullécete de tu fracaso (Agustín García Calvo)

 

Sonetos teológicos

I

Enorgullécete de tu fracaso,

que sugiere lo limpio de la empresa:

luz que medra en la noche, más espesa

hace la sombra, y más durable acaso.

No quiso Dios que dieras ese paso,

y ya del solo intento bien le pesa;

que tropezaras y cayeras, ésa

es justicia de Dios: no le hagas caso.

¿Por lo que triunfo y lo que logro, ciego,

me nombras y me amas?: yo me niego,

y en ese espejo no me reconozco.

Yo soy el acto de quebrar la esencia:

yo soy el que no soy. Yo no conozco

más modo de virtud que la impotencia.

Sigue leyendo “Enorgullécete de tu fracaso (Agustín García Calvo)”

Fuerzas del orden (J. L. Villacañas)

Tenía ganas de regresar a Italia para ver el ambiente. Y vi la mítica Padania igual que siempre. Las mismas colas de los peregrinos a la puerta de la basílica de Padua, los jóvenes corriendo por el Prato, las trattorías igual de llenas y la gente dispuesta a disfrutar de los últimos calores del año, antes de saludar las humedades del otoño. No se apreciaba una emigración más numerosa ni una excitación cotidiana. Más bien diría que se trataba de la misma apacible vida urbana de las ciudades italianas, pausada, estable, tradicional. Me hospedaba en la Casa del Pellegrino, frente a la basílica de San Antonio, cerca del aula histórica donde tenía lugar el homenaje a mi amigo Merio Scattola, fallecido un año antes. Como otras veces, el hotel estaba repleto de católicos de todos los países del mundo, dispuestos a pasar de rodillas ante la tumba del santo lisboeta. La Italia eterna.

Sigue leyendo “Fuerzas del orden (J. L. Villacañas)”

Semiocapital y la ética del barroco (“Bifo”)

“…La percepción que todos tenemos ahora de corrupción generalizada no es una impresión superficial ni consecuencia del deterioro de la moralidad de la gente. Es un efecto sistémico de la aleatorización del valor. Cuando el valor ya no puede ser determinado por la relación específica entre el trabajo y el tiempo, factores como el engaño, el fraude y la violencia se vuelven determinantes.

[…]

Sigue leyendo “Semiocapital y la ética del barroco (“Bifo”)”