La Fábrica de la Infelicidad – Franco Berardi ‘Bifo’ (2003)

A diferencia del trabajador asalariado clásico, a quien el empresario debía garantizar una cobertura asistencial, una pensión y vacaciones pagadas, el trabajador autónomo debe hacerse cargo de tal protección, descargando así al capitalista de los costes indirectos del trabajo. Desde el punto de vista cultural, el trabajador autónomo se ve empujado a identificarse psicológicamente con su tarea, a considerar su trabajo como una misión existencial que la sociedad le ha encomendado y a cargar con un logro o un fracaso cuyo significado no es sólo económico. La desafección, que en el caso del trabajador asalariado podía manifestarse frente a su trabajo y a su fábrica, resulta así cancelada de raíz, porque el trabajador se ve empujado a actuar como su propio guardián y a considerar el trabajo como el ámbito de confirmación principal de su vida. En la ideología del trabajo autónomo hallamos huellas evidentes de las culturas que animaron las protestas antiindustriales de los años sesenta y setenta. Pero trabajo autónomo y trabajo creativo no son necesariamente la misma cosa. Al contrario. Podemos definir como autónomo al trabajador que mantiene una relación directa con el mercado, que se dedica a vender directamente el producto de su trabajo a alguien que se lo encarga y que, por tanto, carga sobre sí las funciones económicas y financieras de la empresa. Pero en la mayor parte de los casos, el infotrabajador pone su creatividad y sus conocimientos al servicio de un patrón, según los modos clásicos del trabajo asalariado, a pesar de que no sea personalmente identificable con el viejo patrón de la fábrica, patrón que presenta las características de una sociedad anónima y cuyas decisiones no son discutibles ni cuestionables porque aparecen como el producto de automatismos tecnológicos o financieros. Cuando el trabajo tiende a convertirse en su generalidad en trabajo cognitivo, la cooperación social encuentra en la red su ámbito más adecuado. El trabajo cognitivo se manifiesta como infotrabajo, es decir, como infinita recombinación de miríadas de informaciones que circulan sobre un soporte de tipo digital. Cuando la cooperación social se convierte en transferencia, elaboración y descodificación de informaciones digitalizadas, está claro que la red le sirve de ambiente natural.

El carácter no jerárquico de la comunicación en red se hace predominante en el conjunto del ciclo del trabajo social. Ello contribuye a representar el infotrabajo como trabajo independiente. Pero, como ya hemos visto, tal independencia es una apariencia ideológica, bajo la cual se va formando una nueva forma de dependencia que cada vez tiene menos que ver con la jerarquía formal, con el mando voluntario y directo sobre el gesto productivo. El infotrabajo se encarna cada vez más en la fluidez automática de la red: interdependencia de fragmentos subjetivos separados pero objetivamente dependientes de un proceso fluido, de una cadena de automatismos externos e internos al proceso de trabajo, que regulan cada gesto, cada fragmento de éste. Aquellos que desarrollan tareas ejecutivas, tanto como los que desarrollan tareas empresariales, perciben con agudeza la sensación de depender de un flujo que no se interrumpe y al que no se pueden sustraer sin pagar el precio de la marginación. El control sobre el proceso de trabajo no es realizado por una jerarquía de jefes y jefecillos, como sucedía en la fábrica taylorista, sino que está incorporado al flujo.

Franco Berardi Bifo, La fábrica de la infelicidad. Nuevas formas de trabajo y movimiento global, Traficantes de Sueños, Madrid, 2003, pp. 74-75. Traducción y notas: Manuel Aguilar Hendrickson y Patricia Amigot Leatxe.

DESCARGAR LIBRO COMPLETO AQUÍ.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s